Nuestro “Visual thinking”